III Encuentro de Vinos de Autor

17/06/13
Fuente: Vinarquía Blog.
Decero [vinarquia.blogspot.com.ar]Por tercer año consecutivo se realizó la Feria de Vinos de Autor, organizada por distribuidoras y dirigida al público especializado, prensa y trade.  Es, sin lugar a dudas, uno de los eventos más interesantes del año porque las bodegas llevan lo mejor que tienen, siempre hay novedades y sus hacedores suelen estar en los stands dispuestos a escuchar a los blogueros hinchacocos.  Y hablando de blogueros, este año fuimos en abundancia aunque no pudimos coincidir todos el mismo día.
La feria no era gigante, pero había mucho para probar.  Fue imposible visitar los 350 vinos de las 36 bodegas presentes y es más difícil comentarlos, pero me concentré en catar aquellos que no conocía y esos que uno quiere volver a probar.  Por ejemplo, pude probar los afamadísimos Pinot Noir de Chacra, demasiado sobrevaluados para mi gusto y un desperdicio si no lo tomás por botella para apreciarlo bien.  O lo que está haciendo Decero, una bodega que busca un estilo europeo para sus vinos.  De estos últimos, me gustó mucho Decero Amano Remolinos Vineyard 2010, un complejo blend de alta gama que quisiera probar lentamente para desentrañar sus capas, y el Decero Mini-Ediciones Petit Verdot 2010, sorprendentemente elegante.
Una bodega que barrí de punta a punta fue Casarena.  ¡Un vino mejor que otro!  Se destacaron las novedades como los RamaNegra Reserva Pinot Noir y Petit Verdot, además de sus nuevosSingle Vineyards.  Sobre estos dos puedo decir que fueron vinificados de la misma manera, pero uno proviene de Perdriel y el otro de Agrelo.  Puestos uno junto al otro se entiende qué es un single vineyard porque son increíbles las diferencias entre sí, a pesar de que la distancia es relativamente cerca.  No puedo dejar de mencionar sus Malbec y Cabernet Sauvignon, vinos indiscutibles por su calidad y precio competitivo.
Algo que vengo notando en las vinotecas es el crecimiento lento y constante del Viognier.  En la feria pude probar dos que me impactaron: el Serbal Viognier 2012 de la bodega Atamisque y el que trajo directamente del tanque (sin filtrar) el ingeniero agrónomo de Sophenia, Rogelio Rabino.  Atenti a estos dos.
Del terruño salteño pasé por Yacochuya (parada obligatoria), Tacuil Domingo Molina.  De los dos primeros poco queda decir que no se haya dicho: ¡vinazos, todos!   Son dos bodegas de perfil distinto, Tacuil no usa madera en la mayoría de sus vinos y los Yaco tienen la firma de Michel Rolland.  Asimismo, ambos tienen un punto en común, son vinos con mucha clase, grandes, importantes y con el terroir en cada botella.  De Domingo Molina me quedo, sin dudarlo, con sus torrontés, que están entre mis favoritos desde hace mucho.
Estas ferias sirven también para probar aquellos proyectos que uno todavía no conoce (¡ojalá me dedicara full time a los vinos!).  Así, pasé por el stand de dos proyectos de autor, muy interesantes y con ciertas similitudes: Fincas Adrián Río y Matías Riccitelli.  Ambos tienen tres Malbec de línea moderna, con cuerpo,  gran potencial y que vale la pena conocer
Pude cruzar unas palabras con sus hacedores y Adrián Río me contó que es un productor que vendía su uva a terceros y decidió guardar parte para él y hacer sus propios vinos.  Tiene tres Malbec (RobleReserva Gran Malbec) que tiran a la concentración y el impacto de la fruta dulce.

Los de Matías Riccitelli vienen haciendo ruido desde hace un tiempo.  Sus The Apple doesn’t fall far from the treeMatías Riccitelli Vineyard Selection y República del Malbec no te dejan impávido, son un sacudón vínico.  Todavía están muy jóvenes, con taninos muy intensos, pero irán mejorando con la guarda.  Su precio es bastante discutible tal vez, pero quien pueda…

Foto gentileza de La Guerrilla Culinaria
De los conocidos que pude repasar debo nombrar a Riglos, presentando nuevas añadas de unos vinos que siempre dan que hablar.  Unas maquinitas de los que destaco su Gran Corte y la nueva añada del Gran Cabernet Franc, algo distinto a la anterior.  De igual manera, pasé a saludar por el stand de Renacer a Patricio Reich y probar por última vez su Sauvignon Blanc de Casablanca (no dejan importarlo más) y conocer el nuevo Malbec Rosé 2012.  En el stand, la artista plástica Susana Beibe intervenía botellas de Punto Final Reserva 2011. Al otro día nos juntamos a almorzar con Patricio e hicimos una vertical de su vino ícono, pero será otra nota.
El tiempo es tirano y degustando tantas cosas ricas las horas pasan volando.  Apenas pude probar rápidamente las novedades de Alejandro Sejanovich (Manos NegrasTintoNegro), de Durigutti,Eral Bravo (presentando un Syrah que dio qué hablar) y Atamisque (tenían un Pinot Noir buenísimo), pero no quiero dejar de nombrarlos porque tenían algunas perlitas muy interesantes.
Como ocurre con el fútbol, el vino también da revancha así que no faltará oportunidad de probarlo todo.

COMMENTS