Punta del Este Gourmet, en plena temporada


Sin dudas, cada temporada confirma que Punta del Este es un lugar único. Allí, la idea de un restaurante tradicional, con un caudal de gente ingresando diariamente de manera pausada y rítmica, que todos los meses trabaje de manera precisa y concreta, permitiendo hacer proyecciones, no existe. Quien quiera aventurarse a la euforia, la adrenalina, y la incertidumbre de una temporada 100% esquizofrénica, encontrará allí su lugar. La duración máxima de la temporada son 30 días, pero de un glamour y una seducción incuestionables.

El secreto del éxito nadie lo conoce. No valen los estilos. Si querés poner un restaurante de moda y pensas que la cocina molecular en la solución, olvidate. Vale tan sólo mirar el destino que tuvo aquí Osaka, el restaurante peruano japonés que hace furor en Buenos Aires y su corta vida en la mansa de José Ignacio. El público del Este se guía por estilos desconocidos. Jamás podrás saber si un lugar será exitoso o no. Asimismo, poseer un restaurante clásico no te asegura el suceso, sólo basta conocer el caso de El Ciclista, con dueño nuevo apenas sobrevivió dos años…

Esta ciudad ubica su gastronomía entre las principales del Cono Sur. Con la obvia excepción de San Pablo como indiscutido numero 1, podemos decir que Punta del Este presenta una gastronomía de excelentísima calidad. La comparación con su vecina Buenos Aires, no hace más que poner a la vista la pobreza de propuestas reinante en la Reina del Plata. Una vuelta por el barrio de moda Las Cañitas, nos hace pensar en que Buenos Aires se ha convertido en un gran ahumadero de carnes. Sobran los dedos de la mano para encontrar restaurantes gourmet, y definir su destino culinario es simplemente un misterio.

Por el contrario, Punta del Este nos presenta una temporada con muchísimas opciones y la certeza de un estilo de vida totalmente determinado.

Novedades? Muchísimas… la principal es el cierre, o el próximo cierre de varios restaurantes clásicos que vinieron sucesivamente realizando fraudes de facturación contra el Estado. A esta situación sin duda se llega debido a la presión que el gobierno ejerce cada temporada. Parece ser que en Uruguay muchas personas y algunos de sus gobernantes piensan que pueden trabajar solo tres meses y descansar el resto del año.

Entre los cierres encontramos a Blue Chesse, La Toutie, Kika’s, El Mejillón, El Ciclista, el Parillón de Recoleta y Los Negros,y estan en la cuerda floja Isadora, Il Baretto y algún par más, ademas del cierre de Los Negros, este último debido a la venta de su espacio destinado a la construcción.

Si queremos calificar las cocinas bien vale la siguiente distinción: podemos dividir a los restaurantes en clásicos y de temporada. Los primeros tienen la particularidad de estar abiertos la mayor parte del año, su carta apenas varía de temporada en temporada. Los segundos, pueden cambiar de nombre, la totalidad de su carta, dueño y destino. Pero debemos indicar que, últimamente, algunos restaurantes que antes considerábamos de moda se han afianzado ganando el título de clásicos. Por último los restaurantes nuevos. En estos sus dueños, año tras año, se juegan la suerte en los primeros cuatro o cinco días de la temporada, así es la vida.

Clásicos

De los restaurantes clásicos y siempre abiertos, Piegari, esta a full como siempre, con sus cuerdas de guitarra inmejorables, sus chipirones y su risotto con Jumbos al ajo inmejorables, atenti que las porciones se comparten, no visitar este imponente reducto de los Altos del Puerto es impensado, Charlie Beltbeder y su restaurante Lo de Charlie conjuga la pasión de la cocina clásica con productos de vanguardia a nivel mundial, verlo elaborar la mejor picada de mariscos de la península en un instante es simplemente un placer. Piú y su horno a leña, sus fantásticas pizzas y su increíble polenta con Gorgonzola y salsa negra son imperdibles. Caso aparte es el fantástico menú de pasos en La Bourgogne, pudiendo comenzar con un Gellé de tomates, seguir con una verde radioactiva y super simple sopa de perejil, después un foie con mediomundo de caramelo, quesos para comer con cuchara, de 1er principal simple costillita de cordero con puré, perfecto abadejo de 4 cm de espesor en Croute, en fin, degustación de postres, delicias totales, con un Jean Paul pícaro como siempre, cada vez hablando mejor portuñol, talvez porque sus principales clientes son los brasileños. Es imposible pensar en una temporada sin visitar el mejor restaurante de Sudamérica. Memorable comida en lo de El Franchute. Queda en su perdida casa del Balneario Buenos Aires. Su propietario, un cocinero francés, segundo de Jean Paul, y creador del Bleu Blanc Rouge se luce con recetas tradicionales, que desarrolla a la perfección según el mercado. Taiana su Bistro y un lleno total, lo de Hernán es simple, menú con tres opciones por paso, productos muy frescos, elaboraciones con un toque global, allí no podés comer mal. Cactus y Pescados siempre a full, cocina simple, podríamos decir que clásica de Punta del Este, y una vista comiendo rabas que no puedes olvidar. Más allá No me olvides el relajado lugar de Nico Palacios y las mas lindas chicas hippie-chics del mundo, aparte de su buena pizza, pidan la carnia! Dos Hermanas y sus entrañables milanesas. La Huella romería como siempre, el lugar para ver y ser mirado con menú simple y poderoso, sabes que con un platito vas a estar regio, con todo el mundo diciendote que ya no es Pitaluga, que abren otro a 100 km al norte y no sé cuántos chismes más, es imposible no visitarlo.

Y los hoteles a full tambien, el Conrad y el Mantra están llenos desde el inicio, son buenas sus opciones de restaurantes, té y buffet. Lástima el cierre de Los negros, un pecado, inolvidables cajas de chapa, el quemado como método de cocción, la increíble vista, y la frases de Francis en las paredes, pero many talks, you know! Ahora hay que ir a ver a Mallman a Garzón, sin dudas es un plomazo. Camino de tierra con curvas y contracurvas. Un pueblo que ni fu ni fa, y la vuelta que se torna interminable. Obvio, el conductor debe beber agua!! No entiendo mucho la manía de la lejanía, sin dudas a muchos les funciona, pero con un litro de nafta a pesos argentinos $7, el convertirse en taxidriver desalienta a cualquiera.

Y las roesti del Bungalow Suizo, y gran parrilla en Lo de Rubén, y la mejor carne argentina del mundo, con un método de cocción fantástico en Don Polidoro, y los clásicos platos de Floreal, y la quiche de mariscos de la Posta de Cangrejo, y nueva cocina de Punta del Este en Lo de Tére, y los inolvidables langostinos del náutico. En fin, opciones sobran.

De Temporada

El restaurante más exitoso que la argentina haya producido, con sucursales en Nueva York y Miami, y con 15 años de vida, siempre está presente en el Este. Si, hablaba de 900, sin dudas uno de los más cálidos bistró por clima y decoración. Otra cita ineludible, su fantástica terracita sobre la ruta 10, es un balcón para los ojos más avezados. Diego Sícoli y Juanjo Rocco comandan la batuta del establecimiento Rolotti sin fisuras, siempre es un placer comer en 900, platos poderosos, muy buen sushi, menú con vinos, y la certeza de un momento agradable.

O’Farrell es un tema aparte, sin dudas el restaurante que guían Lio y Pamela es de los más recordables para un gourmet. Su cocina con productos americanos, neocelandeses, y del lugar, presentados en combinaciones sutiles, cuidadas, paquetas, pero para nada snobs, tienen como resultado el desarrollo de una velada única. Las noches en O’Farrell son siempre recordables, y su precio está por demás justificado. Marismo se constituyó en un punto sin retorno, comer
entre la frondosa vegetación, sobre su arena blanca cercana a los fogones, un cordero al horno de leña que se deshace y un muy buen Sauvignon Blanc es preludio de una noche en la cual mentirle a tu compañera está totalmente permitido. Tranquilamente podés decirle que es la más bonita del mundo. Seguido esta Namm, del gran cocinero Juan Pablo Clerici, pionero total del Uruguay, con un sushi inolvidable del Café Misterio, con gran experiencia y un gran conocimiento sobre vinos, es impostergable que pidas su fantástica degustación de atún rojo, sus mesas como tiendas colgantes son invitación al placer, te sugiero que invites a la mujer que más te gusta, el encanto de Namm hará el resto.

Para los que les resulta muy lejos José Ignacio, Mistura es una opción más aceptable, con la impronta de Marísmo, este restaurante abierto, con canteros de aromáticas como paredes, fogones y madera, es una opción más que aceptable en la parte alta de Manantiales. Sensei sushi y una vista inmejorable del mar de la barra, este reconocido restaurante de la zona norte de Buenos Aires presenta un menú más que cuidado con rolls extravagantes y muy buen gusto. Después están los sushi libres, como su Sushi Club e Itamae, que visitados de manera astuta pueden convertirse en una grata experiencia. Sota aconsejó empezar por los pescados blancos y terminar con el atún rojo y el salmón en sashimi, pasar a los niguiris y por último los Rolls, no es cuestión de ordenadas 500 gueishas de entrada, ni 400 Boston.

News

La gran novedad de esta temporada son los grandes emprendimientos inmobiliarios que cuentan con cavas climatizadas propias y comunales para la guarda de tus mejores vinos. Apartamentos como Grey Stone, Torres como Aqua en la parada 19 de la Brava, y la Torre Acuarela, cuentan con la más moderna de tecnología en climatización de vinos, dándoles a sus propietarios la posibilidad de mantener sus incunables a la temperatura ideal, por tiempo indeterminado.

Grand Cru, la cadena de vinotecas y el tráder de vinos argentinos con proyección regional, planea, según Gastón Figun, su gerente general en Uruguay, una temporada más que dinámica con entrega de vinos a domicilio. Han ofrecido un menú con vinos de Doña Paula en el restaurante La Huella, y el asesoramiento constante de sommeliers capacitados sugiriendo la mejor relación calidad precio en todos sus excelentes productos.

Orta opción de vinos en la Punta es La Boutique del Vino, y su línea exclusiva Barrale+Biurrum.

Se rumorea que el grupo Fassano, gigante paulista, planea abrir restaurante al norte de José Ignacio, asimismo en la entrada de este cada vez menos pacífico pueblito abrirá novedoso Fresh Market, con productos deli y gourmet.

Si sos fan de los productos uruguayos, no dejes de pasar la oportunidad de experimentar el champaña Castelar Extra Brut. Cuesta 9 dólares. También no te pierdas toda la línea de vinos de Bouza.

Una sorpresa total fueron los quesos de Nonno Antonio, una pequeña y artesanal fábrica ubicada frente al majestuoso Conrad, su gorgonzola es un finísimo exponente de la gran industria láctea uruguaya. Así como su Reblochon y su Mascarpone.
Otros imperdibles son el Grana de Narbona, el esturión y sus preciadas huevas del Río Negro, el cordero del Novillo Alegre, los emblemáticos mejillones, la cerveza Patricia, las vauquitas y el increíble dulce de leche.

Lugares especiales:

Beefeaters, restaurante del personal de Blue Chesse, para no perder un clásico; visita al restaurante del hotel AWA, un must que no te podés perder, y para la tarde a la vuelta de José Ignacio, al lado de la estación de servicio, parada en Fresh Market, un mini mercado con delicatessen gourmet. View Point, el gran restaurante de la punta de Punta se amplía. Donde era el Ciclista, este grupo empresarial armó un estupendo View Point Caffé. En el primer piso tienen el View Point Wine Bar con gran oferta de vinos y la última tecnología. Frente a ambos está el View Point Restaurante, con su magnífica terraza y su cocina de calidad y estilo mediterráneo. Sin dudas se va transformar en el punto de encuentro de la gente que visita la calle 20, esa codiciada plaza donde las mejores tiendas ofrecen sus productos.

Y Medialunas calentitas y los churros de Manolo, y tortas en King Sao, y pizza en el Chopp, y parrillada en Maldonado, té en L’auberge o Las Cumbres, Chivitos en Rex y mil opciones mas.

En fin, la certeza de que esta es (fue?) una gran temporada, con pocos argentinos ya que el tipo de cambio decididamente no nos favorece. Con muchísimos mexicanos, italianos, americanos, brasileños e ingleses invirtiendo en Real State y conociendo las más bonitas mujeres del planeta.

Sin dudas otra vez más el glamour y el deseo de los argentinos serán los protagonistas en esta entrañable ciudad. Espero verte por aquí.

Gustavo González Caiaro.

Periodista Gastronómico, conductor de los programas Aspen Gourmet y Aspen Appetizer por FM 103.5 Aspen Punta del Este.

COMMENTS