Un dia por los viñedos californianos

25/10/10
Fuente: Agustina de Alba Blog.

California+2010-283[1]Qué emoción, estaba en San Francisco con mi familia. Esperaba ansiosa el día en que había agendado visitar las bodegas Robert Mondavi y Opus One. Pensé, Napa Valley!!! Es una región tan famosa…. Debe ser muy fácil llegar, no???
Luego de hablar con el conserje del hotel, éste me termino diciendo: Tina, llegar a Oakville (pequeño pueblo en el Valle de Napa) mañana a las 11 am es una gran Odisea!!! Good luck!! Y ahí mi padre, con baja presión, me dijo: Hijita, porque no venís con nosotros al Golden Gate???? Respondí: no, no, yo voy a llegar como sea! Y él insistió: Okey, te pido por favor que no empieces a hablar con extraños, ni hagas dedo en la ruta. No, no, papi, quedate tranquilo, respondí, segurrisisima.

A todo esto, iba sola… sin permiso para conducir en USA ya que para ellos sigo siendo under age hasta los 26!
So, me tome un ferry hasta Vallejo y de ahí a Oakville… en un bus llamado “The Vine”…
Me dije a mi misma, AYYYY este señor que me decía, si el bus se llama “ The Vine” es porque va por las viñas, no?? Lo lógico…
8am… bruma matinal en San Francisco, partía de la estación de Ferry… luego de atravesar el mercado mas hermosos de hongos exóticos que vi en mi vida!!! Todo corriend , como siempre. Tome el barco. Luego de 2 horas llego a Vallejo. Y de ahí, directo a la oficina turística. Aparece una señora de tez negra, muy muy grande. Y me dice… tomate en 2 min el Bus “The vine” seguí al francés ese (y lo señale) que el va para el mismo lado que vos.
Corriendo, con la mochila, cámara de fotos, campera, era un ekeko.
Le digo: Bonjou, hello, excúseme, Hola!!!!!!!!!!! A los 5 min ya íntima del francés. Nos tomamos el BUS a las 09.20 am. Yo estaba feliz, experimentando la felicidad en cada una de mis células. Dije… puff al final me sobra el tiempo. Tenía que estar en la Bodega Robert Mondavi (el precursor de la vitivinicultura en Napa Valley y quien hizo famosa la región) a las 11 am. Cuestión, que el bus empezó a parar en TODAS LAS CUADRAS….absolutamente todas. Al cabo de una hora, habíamos avanzado 20 cuadras. PORQUEEE??? Se preguntaran… si es que alguien está leyendo esto… porque era el bus que recogía a los ancianos de un asilo a otro, tenía la particularidad de tener una plataforma deslizante así la gente mayor podía subir cómodamente. Miro el reloj, eran las 10.45 am… y el señor que manejaba me dice: UYYYY, para Oakville, falta muchísimo. Tengo que parar en 10 asilos más!!!
Ahí, panic attack, crisis… loca, estaba loca.
Me dirijí al francés y le dije, me bajo, me bajo me voy a dedo, no me importa nada.
El francés, siempre tan amable, tan equilibrado y delicado. Me dijo, muy tiernamente, tranquila que llegamos.
Bajamos, entramos a un café, ya en la cafetería (dentro de la barra) use el teléfono de una chica que trabajaba ahí de la que me hice amiga en tan solo 20 segundos . Les había contado mi historia, que venía de lejos, que era sommeliere y que necesitaba llegar.

Llamamos a los únicas 4 empresas de taxis de california. TODO AGOTADO! Me responden… Miss de Alba, le puedo ofrecer una limusina???? No, thank you.
Salgo, furiosa de la cafetería, hablando con mi amigo el francés, que estaba sentado plácidamente disfrutando de su café y seguía insistiendo con: ya llegaremos!!
A punto de llorar.. aparece un cura, si,si, si, y me dice, yo los llevo. Nos subimos a su auto.. y yo pensaba y mi papa que me dijo que no hable con extraños!!! Este hombre de gran corazón, apareció, y no solo que nos llevo a Mondavi sino también a recorrer los pueblitos de alrededores: Rutherford, Yountville, Oakville, Napa, Marin, Solano….etc
Y había salido el sol. Un sueño.

Llego a la recepción, mi amigo el francés no tenia ninguna cita en la bodega pero lo sume a mi visita (sino hubiese tenido que pagar 60 dolares, aunque para el no era nada).
Nunca en mi vida, vi tanta gente esperando para visitar una bodega. Colas y colas… limusinas y limusinas.
Luego de una cata excepcional. Tenía pactada la visita a Opus One (bodega que surge como  joint venture entre Robert Mondavi y Mouton Rothschild). El francés me acompaño, claro, él chocho también. Parecia fácil, Opus One esta justo enfrente de Mondavi. Simplemente había que cruzar la ruta. Fue una misión imposible. Los autos nunca paraban. Y ahí estaba yo, otra vez, haciendo dedo para que alguien de la vuelta, retome y nos deje enfrente. Apareció una simpática y enamoradisisisima pareja de hindúes, que estaban de luna de miel. Nos dieron la vuelta en su auto… y que auto!!! Había unos aromas muy especiales.. estaban llenos de especias para cocinar en su hotel!!! Divinos, amorosos. Je, je, je

Llegamos a Opus, fue una visita increíble, con una cata inolvidable (pronto la publicare).
Terminamos en una bella terraza con un grupo de sommeliers de EE.UU., y yo agradecía a Dios, al universo y a la vida, por haber elegido esta profesión. Que lugar tan bello!
Mi amigo el francés, me dijo TINA, (la pronunciación completa de mi nombre era algo imposible para él) quiero regalarte algo en agradecimiento por este día. Le dije… Buenisimo! Vayamos a la barra de Mondavi que ofrecen verticales del Cabernet Reserve.
Una nueva odisea fue cruzar al ruta, un acto suicida. Corriendo, los dos.
Yahí estaba… con una vertical de Robert Mondavi Reserve Cabernet Sauvignon… Ay dioss!! Esto sí que es la felicidad! Hermosos vinos, singulares, únicos, excepcionales.
Y en el medio de mi romanticismo apasionado con las copas, el franchute me dice: Cómo pensas volver? Claro, el famoso “The Vine” ya había terminado su recorrido. No había taxis. Y teníamos que estar en Vallejo si o si para las 7pm , hora en la que salía en último ferry. Y AHORA?? Él estaba fucsia, nervioso. Le dije yo, muy tranquila, relajada, tomando misssss vinos.. ya llegaremos. Eran las 5.30pm.
Así fue que decidí pararme en el estacionamiento de la bodega, y a cada persona que estaba por subirse a su auto le contaba el cuentito y toda la historia de mi vida y que tenía que estar a las 7pm en Vallejo para que mi padre no se infarte.
1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9 parejas, familias… y todos me mandaban algún cuento justificando su NO; no pienso llevarte.

Ahi, pensé… bueno queda una, vamos , vos podes Agustina. Sino dormis aca…(cosa que no quería, porque era la nada misma) La ultima pareja, los corri, les explique y les dije SON MI ULTIMA OPCION DEL DIA, lo pensaron entre ellos, lo debatieron y dijeron: Okey, come with us!!! Y Ahí lo mire al franchute y le dije… sisisisi, nos llevan!! Saltando!!!
Y así volví, feliz, sana al hotel donde mi papá me esperaba ansioso, y me dijo: hijita, cómo hiciste para llegar? no te subiste a ningún auto desconocido, no? Y le conté toda la historia!!!

Tagged with:

Artículos relacionados

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

MAPA

Contacto

ArgentineWines.Com
Concurso VinoSub30
VinoSub30 Hackaton
Acha Club
daniel@argentinewines.com
tel. 011.4574.3292
cel. 011.5460.2722
Hangouts daniellopezroca@gmail.com

Concurso

Concurso VinoSub30

Enjoy Malbec

enjoymalbec

Wine Hackaton

VinoSub30 Hackaton